Búsqueda personalizada
bersoahoy

Visite también Turismo virtual

sábado, 30 de agosto de 2008

Paraísos centroamericanos compiten en "Las 7 maravillas de la naturaleza"


Panamá, 30 ago (EFE).- Cinco paradisíacos parajes centroamericanos compiten con sus exóticos encantos naturales entre 77 lugares del mundo para formar parte de la nueva lista oficial de las 7 maravillas de la naturaleza.

Isla del Coco, en Costa Rica; la barrera de coral de Belice; la reserva de la biosfera de Río Plátano, en Honduras; el lago Atitlán de Guatemala; y el lago Coatepeque, en El Salvador, son los parajes centroamericanos que figuran entre los "77 destacados" por el concurso mundial "Las 7 maravillas de la naturaleza" que se sigue por internet.

El lago Ometepe, en Nicaragua, también concursa, pero no puntúa entre esos primeros 77, que varían a diario, según la votación aún abierta que concluye el próximo 31 de diciembre.
Para votar, cualquiera puede inscribirse en la página oficial del concurso (www.new7wonders.com) y hacer una propuesta, que, para ser finalista, requiere del apoyo de un comité oficial respaldado por un organismo público.
Hasta el momento, ni la barrera de coral de Belice ni el salvadoreño lago Coatepeque, han recibido apoyo oficial necesario para pasar a la segunda fase del concurso, que se extenderá hasta 2010, para elaborar la lista definitiva.

Isla del Coco, descubierta en 1.526 por el navegante español Juan Cabezas, es un anclaje de riqueza natural en el Océano Pacífico, a 523 kilómetros del litoral de Costa Rica, que sirvió como refugio de piratas en los siglos XVII y XVIII y que, según la creencia generalizada, esconde preciados tesoros.
Este paraje, que inspiró a Daniel Defoe para escribir "Robinson Crusoe" y a Michael Crichton para recrear "Parque Jurásico", contiene abundantes árboles de palma, cristalinas lagunas de agua potable, cavernas acuáticas entre acantilados y es de los laboratorios biológicos más grandes del mundo, con más de 200 especies de peces y 18 de coral censadas en sus aguas.

Declarada Parque Natural por el Gobierno de Costa Rica y Patrimonio Natural de la Humanidad por la Unesco, esta isla ocupa el puesto 39 puesto en la lista de los más votados.
La Reserva de la Biosfera Río Plátano, también Patrimonio de la Humanidad, que abarca el 7 por ciento de la superficie total de Honduras, ocupa el puesto 49.
Conocida por sus zonas costeras, arrecifes de coral, cayos, pantanos, manglares, bosques de pino y bosques lluviosos tropicales, está habitada por los indígenas Garífunas, Misquitos, Pech y Sumo o Tawahkas.

Visitada por turistas de todo el mundo, despierta el interés de los arqueólogos por sus petroglifos, originados después del Neolítico, y según la leyenda local, esconde una ciudad ancestral, la "Ciudad Blanca".
De Belice se destaca la mayor barrera de coral del hemisferio norte, sólo superada por la "Gran barrera de coral", en Australia y está en el puesto 58 de la lista.
En este paraíso de atolones, manglares, cayos, playas de arena blanca y aguas transparentes con una superficie de 96.300 hectáreas se refugian especies en peligro de extinción, como el manatí, la tortuga marina o el cocodrilo americano.

Declarado Patrimonio de la Humanidad en el año 1996, es destino de submarinistas en busca del famoso "blue hole" y de las especies únicas de sus aguas, como el tiburón coralino y limón.
El lago Atitlán, en Guatemala, 65 en la lista, según el último recuento, está a 139 kilómetros de la capital, en el departamento de Sololá, y a 1.560 metros sobre el nivel del mar.
Sobre su formación, los geólogos difieren, si está asentado sobre el cráter de un volcán o es el resultado del encuentro del curso de tres ríos tras el surgimiento de Atitlán, Tolimán y San Pedro, los volcanes que lo rodean.
El "xoxomil", viento característico del lago, según las voces "cakchiquiles", es el aire que recoge los pecados de los habitantes de sus orillas.
Además de su rica vegetación y la limpieza de sus aguas, ofrece la diversidad cultural de sus 14 pueblos indígenas.

En el puesto 72 de las 77 maravillas, se encuentra el lago Coatepeque, formado sobre "el pulgarcito", el cráter volcánico más grande de El Salvador, a 83 kilómetros de la capital.
Los geólogos atribuyen su origen a la explosión violenta del volcán hace 25 mil años, que dejó una gran capa de cenizas, actual lecho del lago, a 745 metros de altura sobre el nivel de mar y con una extensión de 25,3 kilómetros cuadrados.
En el "cerro de la serpiente", significado del nombre del lago en lengua nahualt, se encuentran Los Anteojos, dos penínsulas rocosas, y la isla Cerro, en la que los indios "pipiles" rendían tributo a la diosa Itzcueye.

Considerado como uno de los lagos más bonitos del mundo, su profundidad de 115 metros invita a la práctica de deportes como buceo, vela, "kayaking" o esquí acuático.
Las bases del concurso establecen que no pueden participar lugares creados o manipulados por el hombre, ni fenómenos naturales, como la lluvia de estrellas o la aurora boreal.
Las listas siguen abiertas y la selección final contará con el asesoramiento de un equipo de expertos liderado por Federico Mayor,ex director general de UNESCO. Regresar a Inicio página Web > DigiRadiocom >

LinkWithin

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

Registros

Visitas al sitio bersoa.com De momento a esta pág: